Geografía

Inicio Hidrografía Reclamaciones territoriales en el Ártico

Reclamaciones territoriales en el Ártico

Publicado por Daniel Terrasa

La región del Ártico comprende los mares árticos y las islas y territorios situados al norte del Círculo Polar Ártico. En total son ocho los estados que cuentan con algún dominio territorial en esta parte del mundo: Canadá, Dinamarca (por la isla de Groenlandia), Finlandia, Islandia, Noruega, Rusia, Suecia y Estados Unidos (por el estado de Alaska).

Según el derecho internacional, el Polo Norte y la región del Océano Ártico no pertenecen ningún país. Los  países árticos circundantes disponen de una zona económica exclusiva de 200 millas náuticas (370 kilómetros) adyacente a sus costas. A partir de esa distancia se consideran aguas internacionales.

La pesca en estas aguas, así como la exlotación de recursos naturales, está regulada por un tratado internacional y es administrada por la Autoridad Internacional de los Fondos Marinos de la ONU.

A pesar de los intentos de ordenamiento y regulación por parte de los organismos internacionales, existen muchas disputas y reclamaciones territoriales. Estas son las más importantes:

Isla de Hans

Esta pequeña isla deshabitada de 1,3 km² se encuentra en el Estrecho de Nares, entre la isla de Ellesmere (Canadá) y Groenlandia (Dinamarca).

En el año 1973 ambos estados negociaron el reparto de aguas territoriales en esta parte de Ártico, sin que se resolviera la cuestión de la soberanía de la isla Hans, reclamada por unos y otros. Los daneses han lantado su bandera nacional en la isla en varias ocasiones; en 2005, la breve visita dle primer ministro canadiense a la isla desembocó en un grave conflicto diplomático.

Las negociaciones posteriores no han resuelto la disputa. En la actualidad se contempla la solución salomónica de dividir la isla Hans en dos mitades.

Mar de Beaufort

Otra disputa terrtorial en territorio ártico es la que enfrenta a Estados Unidos y Canadá por las aguas territoriales del Mar de Beaufort. Se trata de una franja de aguas oceánicas sobre el límite fronterizo entre Alaska y el Territorio de Yukón. El verdadero objeto de las reclamaciones son los importantes depósitos de hidrocarburos situados bajo el lecho marino.

La zona en disputa tiene una extensión de más de 21.000 kilómetros cuadrados. Aunque no se ha conseguido una resolución definitiva para la cuestión, ambos países estudian actualmente la posibilidad de la explotación conjunta de los recursos naturales.

Pasajes del Noroeste y del Noreste

Actualmente el Paso del Noroeste se encuentra clasificado como una ruta libre de aguas internacionales. Sin embargo, Canadá considera que muchos de los tramos por los que pasa esta ruta se encuentran dentro de su límite de aguas territoriales.

En base a estas eclamaciones Canadá tendría derecho a promulgar regulaciones pesqueras y ambientales, así como leyes fiscales, de contrabando y otras destinadas a la seguridad del transporte marítimo. Sin embargo, no tendría derecho a cerrar el paso a la navegación.

En la misma línea se basa la reclamación de Rusia sobre las aguas del Paso del Noreste, la ruta que comunica los océanos Atlántico y Pacífico a lo largo de la costa ártica del norte de Rusia desde el Mar Blanco hasta el Estrecho de Bering.

 

Categorías: Hidrografía