Geografía

Mar de Chukotka

Publicado por Daniel Terrasa

El Mar de Chukotka (también conocido como Mar de Chuckchi) es una porción del Océano Glacial Ártico que se extiende entre el extremo oriental de Asia y la parte más noroccidental de América del Norte.

Su extensión es de unos 600.000 kilómetros cuadrados y su profundidad es irregular, oscilando entre los 50 metros de media en casi la mitad de su extensión hasta los 1.256 metros de su punto más profundo.

El Estrecho de Bering marca el límite meridional del Mar de Chukotka, además de comunicarle con el Mar de Bering (Océano Atlántico).

Su límite por el este son las costas de Siberia oriental y la isla de Wrangel, mientras que su límite occidental son las costas del noroeste de Alaska.

Por el norte, el límite viene marcado por la línea imaginaria que va desde el Estrecho de De Long, en Wrangel, hasta Point Barrow, en Alaska. A partir de este punto se inician los dominios del Mar de Beaufort.

Estados Unidos y Rusia son los dos países que se reparten las aguas territoriales del Mar de Chukotka, en las que apenas hay territorios insulares.

El mar de Chukotka debe su nombre al pueblo chukchi, de origen siberiano, que habita esta región desde hace siglos.

Debido a las duras condiciones climáticas, este mar sólo es navegable durante dos o tres meses, durante el verano. El resto del año permanece helado. El principal puerto es Uelen, en la costa rusa, ubicado muy cerca del Estrecho de Bering.

Flora y fauna

Las costas del Mar de Chukotka son el hábitat de una importante población de osos polares que constituye una de las cinco poblaciones euroasiáticas genéticamente distintas de la especie. Estos osos son depredadores de las grandes colonias de morsas que proliferan en estas aguas.

Mar adentro existen grandes concentraciones de fitoplancton. En el año 2012 fue descubierta la masa marina de algas de fitoplancton oceánico más grande conocida en el mundo. También se descubrieron especies de algas que habitan varios metros por debajo de hielo marino.

Recursos naturales

Se cree que bajo el lecho marino del Mar de Chukotka existen grandes reservas de petróleo y gas. En las aguas territoriales estadounidenses se han llevado a cabo algunas prospecciones petrolíferas que han generado movimientos de protesta por parte de las principales organizaciones de defensa del medio ambiente.

De momento, la explotación de estos recursos permanece en suspenso, más por los elevados costes de perforación en la región que por la sensibilidad ecológica de empresas y gobiernos.

 

 

Categorías: América, Asia, Geografía regional, Hidrografía