Geografía

Inicio Asia, Geografía regional, Myanmar Myanmar: población y economía

Myanmar: población y economía

Publicado por Daniel Terrasa

Myanmar tiene una población de alrededor de 60 millones de habitantes. Se trata del país de la región del Sudeste Asiático en el que la esperanza de vida es más baja y el porcentaje de población rural es más alto. Estos datos son el reflejo de la agitada y convulsa historia del país en los últimos 50-60 años.

Su diversidad étnica es enorme (el gobierno distingue hasta 135 etnias diferentes), aunque existe un grupo mayoritario, el de los bamar o birmanos, los cuales representan cerca del 70% de la población, principalmente concentrados a lo largo del valle del río Irrawaddy y en las franjas costeras.

El segundo grupo étnico en número es el de los Shan (9%), que habitan la meseta del mismo nombre, junto a otros pueblos mucho menos numerosos como los Wa o los Naga.

Los Kayin o Karen representan el 7% de la población y se localizan principalmente en el estado del mismo nombre, sobre la frontera tailandesa. El valle superior del Irrawaddy y las colinas del norte están habitados por una serie de pueblos que tradicionalmente se agrupan bajo el nombre de Kachin. Su número es cercano al millón de habitantes.

Los deltas de los ríos Irrawaddy y Sittang fueron poblados por los Mon, procedentes de Tailandia, hace dos mil años. Casi todos ellos han sido ya asimilados a la cultura birmana y muy pocos conservan su idioma original.

En la costa occidental y cerca de la frontera de Bangladesh se encuentran los Rakhin, los Chin y los Rohingya. Estos últimos han sido objeto de persecución en los últimos años y gran parte de ellos han emigrado en masa a India y Bangladesh.

Lengua y religión

La inmensa variedad lingüística de Myanmar es fiel reflejo de su variedad étnica. El idioma oficial del país es el birmano, hablado por la gente del valle y las llanuras, además de segunda lengua de casi todos los grupos étnicos de las regiones periféricas. En el mundo del comercio y los negocios el chino, el hindi y el inglés siguen siendo importantes aún hoy en Myanmar.

Otras lenguas de ámbito local habladas en el país son el shan, el kachin, el chin, el mon y el rakhin.

Aunque en Myanmar no existe una religión oficial, más del 90% de la población sigue la fe budista theravada. Hay una importante minoría cristiana protestante concentrada principalmente entre las comunidades Karen, Kachin y Chin. Muchos de los otros pueblos de las tierras altas practican las religiones locales. Los musulmanes se concentran en el oeste, a lo largo de la frontera con India.

Economía de Myanmar

Myanmar cuenta con una de las economías menos desarrolladas de la región. La agricultura, que emplea a la mayoría de la población y aporta un 40% del Producto Interior Bruto (PIB), sigue siendo la principal actividad. Predomina el cultivo de arroz y, en menor medida, también de té y algodón.

El país es rico en recursos minerales. Hay petróleo, carbón y gas natural así como importantes depósitos de piedras preciosas y semipreciosas. Sin embargo, la falta de inversiones y la inestabilidad del país han frenado su explotación y desarrollo. Las principales industrias son la textil y la de producción de tabaco.

Por decisiones políticas de su gobierno, Myanmar se mantuvo aislado del mundo exterior durante décadas. Sólo a principios del siglo XXI inició una tímida apertura comercial que dio cierto impulso a su economía. El gas natural y la madera de teca son actualmente los principales productos exportados por Myanmar; sus importaciones consisten en maquinaria y equipos, materias primas industriales y bienes de consumo. La inestabilidad monetaria ha propiciado el desarrollo del mercado negro, que copa gran parte de la economía.

Categorías: Asia, Geografía regional, Myanmar