Geografía

Inicio Cartografía Mapamundi de Martin Behaim, primer globo terráqueo de la historia

Mapamundi de Martin Behaim, primer globo terráqueo de la historia

Publicado por Daniel Terrasa

En el año 1492 el alemán Martin Behaim, ayudado por el miniaturista Georg Holzschuher, diseñó un mapa esférico que actualmente se considera la primera representación del globo terráqueo de la historia.

Es cierto que otras culturas anteriores ya diseñaron globos de este tipo, como por ejemplo el griego Crates en el siglo III a.C., pero ninguno de ellos se ha conservado, siendo el de Behaim el más antiguo.

globo de behaim

El primer rasgo interesantes del Mapamundi de Behaim es precisamente el hecho de ser una esfera, lo cual obligó a su autor a considerar la anchura del océano entre Europa y Asia.

Curiosamente el globo fue diseñado y presentado en el mismo año del Descubrimiento de América. Esto supuso que quedara rápidamente obsoleto, aunque por otra parte le confiere el valor de ser el último mapa del mundo anterior a este evento.

Behaim diseño su globo por encargo de las familias más importantes de Nuremberg, su ciudad natal. En su día fue denominado Erdapfel (en alemán. «manzana de la Tierra»).

Hay que señalar que Behaim no fue un explorador, aunque sí un gran cartógrafo y estudioso de la geografía de su tiempo. Aprendió las técnicas del oficio en Portugal, que por aquel entonces contaba con importantes escuelas de cartografía.

Aspectos técnicos

El globo tiene un diámetro de 50,8 cm y en él están granadas las líneas del ecuador, los trópicos y los círculos polares. El ecuador se divide en 360 º, aunque éstos no están numerados. Sólo se señala un ñunico meridiano, ublicado 80 º al oeste de Lisboa.

El cálculo de los grados ofrece una imagen engañosa de la distancia real entre Europa y Asia por el oeste. Esto se debe a que en el diseño de Behaim (en la imagen de la izquierda) se dieron por válidos los cálculos de Tolomeo sobre el tamaño del planeta.

La precisión geográfica del globo varía de un continente a otro y depende en gran medida de las fuentes utilizadas. El Mediterráneo se representa demasiado alargado, mientras que los continentes de Europa y Asia son demasiado grandes.

Como es lógico, las costas de Europa y el Mediterráneo están representadas con mayor precisión, al ser los territorios más conocidos y mejor estudiados en aquella época. África se muestra también con gran detalle, especialmente en la costa norte y oeste. Este grado de precisión puede explicarse por el viaje de Behaim en el año 1490 por la costa occidental africana, guiado por una carta náutica portuguesa bastante exacta.

La costa oriental africana y en general el continente asiático presentan un alto grado de imprecisión y distorsión. El subcontinente indio es apenas reconocible como tal y el Pacífico está salpicado por un gran número de islas míticas e inexistentes. También en el Atlántico aparece representada la legendaria Isla de San Borondón, incluida en el archipiélago canario.

El Mapamundi de Martin Behaim se exhibe actualmente en el Museo Nacional Germano de Nuremberg (Alemania).

Categorías: Cartografía