Geografía

Inicio Geografía general Ángulo de posición

Ángulo de posición

Publicado por Pablo Guerrero

No siempre se ha explicado o analizado con total veracidad al ángulo de posición perteneciente al eje sobre el que rota el Sol. Usualmente los libros de astronomía son inexactos en sus dibujos y a veces sus explicaciones son demasiado cortas para la extensión que requiere el tema. A continuación intentaremos analizar y dedicarle la atención necesaria a los ángulos de posición, para poder comprenderlos y explicarlos.

El término Ángulo de posición (es común encontrarlo abreviado mediante la sigla AP) es el resultado de una medición obtenida mediante la observación manual de las estrellas binarias. Es usualmente definida como el desplazamiento (que se manifiesta en ángulos) de una estrella (llamada secundaria) con respecto a otra llamada primaria, en dependencia con el polo norte celeste.

Tal como se manifiesta en el ejemplo proporcionado si observamos un astro binario que posee un ángulo de posición equivalente a 135 grados, lo que representaría la aparición de una línea no tangible en el ocular que ha sido compuesto desde el polo norte celeste en el primario, el mismo sería proporcionado desde el secundario, de forma tal que el ángulo resultante del polo norte celeste, el primario y el secundario fuera de 135 grados.

Al momento de plasmar en gráficos y medidas las órbitas de las visuales binarias el trazo de polo norte celeste se entiende generalmente a la inferior, en otras palabras con el norte en su área inferior y el ángulo de posición se calcula en sentido contrario a las agujas del reloj, partiendo desde 0º hasta llegar a 359º.

Muchas veces el llamado ángulo de movimiento propio es comúnmente nombrado también como ángulo de posición. El término y aplicación del ángulo de posición también es aplicable a todos los objetos que se encuentran expandidos, como las galaxias.

Las fotografías astronómicas que se suelen tomar mientras ocurre un eclipse total del sol suelen ser el broche de oro para aquellos aficionados del tema que suelen moverse por kilómetros y desplazar equipamientos para obtener estas imágenes. Durante los proyectos previos al momento del eclipse y mientras se prepara el equipo especializado es indispensable tener en cuenta la rotación de la cámara en el telescopio para poder capturar a la perfección el momento del eclipse y los detalles (que al ojo humano eran invisibles hasta ese momento) de la corona exterior que se forma. La coronación dura unos pocos minutos antes de que el eclipse comience a desaparecer, por lo que resulta necesario que los preparativos se hagan con tiempo y que los ángulos necesarios para la captura de la fotografía estén medidos con anterioridad.

La corona que se produce al realizarse el eclipse se manifiesta de forma transversal con respecto al eje sobre el que rota el sol. Los ángulos necesarios para calcular la inclinación tienen valores que se mantienen en el tiempo pero varían como lo hace el año a medida que el planeta realiza su recorrido alrededor del sol. Este suceso es llamado ángulo de posición del eje de rotación del sol.

Categorías: Geografía general