Geografía

Inicio Geografía general Ecuador celeste

Ecuador celeste

Publicado por Pablo Guerrero

Se llama ecuador celeste, también es conocido como línea equinoccial, a la superficie comprendida en ángulo recto con el eje de giro del planeta tierra, que atraviesa al centro de la misma. Los satélites que son de tipo geoestacionarios (no rotan por si solos), como los conocidos satélites de clima, televisión o telefonía, se encuentran dentro del ecuador celeste.

Se puede afirmar también que el ecuador celeste es el trazo del plano que atraviesa exactamente el éste y el oeste dentro del plano astral, y continúa la trayectoria del movimiento diario de los astros.

El término ecuador proviene del significado línea de la igualdad y es denominado de esta manera ya que los astros que se encuentran en este trazo suelen pasar la misma cantidad de tiempo por sobre el horizonte como por abajo del mismo. El mismo suceso ocurre con el sol cuando atraviesa esta línea, hecho que se da solo dos veces al año, al momento en que ocurren los equinoccios. Son denominados puntos equinocciales.

Dentro del mapa astral o plano de las estrellas se pueden encontrar dos puntos específicos donde se atraviesen el ecuador y la eclíptica, estos puntos son llamados punto Aries (también comúnmente denominados punto vernal) y punto libra. Si se observa un mapa con divisiones correspondientes al zodíaco es posible ver que en fechas cercanas al 20 de marzo (cerca del equinoccio) el sol se encuentra cerca del punto vernal o punto de Aries, que es tal como hemos explicado el punto de cruce. Si observamos los datos obtenidos para fechas cercanas al 23 de septiembre es posible ver también que el sol se encuentra en cercanías del punto libra.

Un dato sumamente curioso a tener en cuenta es que si se realiza la cuenta entre los días transcurridos entre el 20 de marzo y el 23 de septiembre y también entre el 23 de septiembre y el 20 de marzo se puede ver con certeza que el sol no pasa la misma cantidad de tiempo en las dos mitades del círculo sino que transcurre siete días más en una mitad del círculo que en la restante. No es necesario utilizar máquinas o equipo especializado para comprobar este hecho y conocer sus causas, simplemente se necesitan un par de palos enterrados en la tierra y observar la sombra que proyecta el sol sobre los palos por un año entero. Los griegos eran grandes conocedores de estos temas, por lo que no es de extrañar cuanto sabían de estas técnicas y con la insistencia que buscaban explicaciones sobre éstos fenómenos.

Es posible observar también, mediante un mapa especializado, que el punto vernal o punto de Aries no se encuentra ubicado dentro de la constelación de Aries, así como tampoco el punto de libra no se encuentra ubicado dentro de la constelación de libra. Esto sucede ya que al momento de nombrar los dos puntos antes mencionados no se tuvo en cuenta la presesión natural y constante de los equinoccios.

Categorías: Geografía general